Plan anticrisis

Cristina anuncio una serie de medidas para enfrentar la crisis internacional que contempla la creación del Ministerio de Producción, la condonación de deudas impositivas para PYMES que formalicen a sus trabajadores, la reducción de la carga de los aportes por cada nuevo trabajador, la disminución de la carga impositiva para la repatriación de capitales fugados al exterior y además, adelantó algunos detalles sobre el plan de infraestructura que se anunciará en los próximos días.

El objeto de estas medidas y otras que se plantean en la misma dirección, tienen por objeto incentivar la actividad económica en un contexto de crisis, algo inedito en nuestro pais dónde nuestros politicos y economistas eran propensos a enfrentar estos escenarios con golpes de mercado, ajustes y restricción del consumo y el salario de los trabajadores

Sin embargo, no resulta muy prometedora la reacción del “mercado” porque siempre espera anuncios que preserven su tasa de ganacia sin mayores esfuerzos y por sobre todo, porque parte de los sectores económicos vienen jugandose a la crisis. Por ello, esperar que las expectativas sean favorables pór el mero anuncio resulta un poco ingenuo. La cuestión es, ahora, un problema de cálculo político: El plan anticrisis será exitoso en la medida en que las oportunidades de negocios excedan el deseo de crisis del “mercado” y la oposición.

Hace tiempo que en la faena opositoria se vislumbra una división del trabajo: El “mercado”, sus voceros, sus consultores y analistas intentan mellar el frente económico y los partidos opositores se van especializando en la denuncia politica – de hecho, ningún opositor definió una alternativa para enfrentar la crisis externa, simplemente porque o plantean la receta ortodoxa o proponen algo en sintonia con el gobierno, y cualquiera de estas posibilidades no les aporta a su discurso y lenguaje destructivo.

Por ello, si las medidas anticrisis resultan exitosas, no solo será bueno para los trabajadores y el país, sino que además fortalecerá nuestro proyecto, llevandose puesto el plan desestabilizador politico y mediatico para las elecciones del 2009. Este es un factor no desdeñable para entender las reacciones de los distintos sectores.

Para ellos, se trata de la preservación de un “estilo de vida” (la de cagar a los trabajadores) y cómo hacer que resulte politicamente correcto. Por ejemplo, hoy salieron todos a defender el fraude laboral de La Nación y Clarin contra los trabajadores camioneros con la excusa de la “libertad de expresion” Un ejemplo concreto de cómo defender intereses económicos en nombre de valores democraticos. Seamos claros, tambien defiendo la libertad de expresion, pero pongan a los trabajadores en blanco y bajo convenio. Miserables.

10 comentarios:

  1. PORQUE ES HOMBRE, PERONISTA Y "ZURDO"?

    Ayer volví de mi gira por España. Tomé el vuelo 6845 de Iberia que partió de la hiperfuturista y gigantesca T4 de Barajas, el nuevo aeropuerto que hace cinco años, cuando todavía vivía enMadrid, aún no existía. Tampoco existía el túnel urbano mas extenso del planeta, que construyeron en tiempo récord debajo de la M-30, una avenida Lugones pero que rodea circunvalando lo que alguna vez fuera el límite de Madrid y hoy es el centro de la ciudad. Tampoco había 12 líneas de metro que siguen en permanente extención.
    La T4 sorprende por su diseño aerodinámico y por el kilometraje que hay que recorrer a bordo de un tren interno para buscar las valijas después de un vuelo o para embarcar luego de haber concluído el check- in. Obviamente, el tren pasa cada dos minutos sin falta.
    Ezeiza contrasta tanto por su tamaño de taller mecánico, como por la deficiencia de diseño y por la precariedad de sus servicios. Decenas de personajes turbios que vociferan por lo bajo “remís”, “taxi” ó “a dónde viaja?”, como si hiciera falta enseñar a un pasajero bajado de un avión cómo tomar un taxi. Se contradice con las advertencias de no tomar vehículos fuera de las empresas oficiales o legales. Pero conviven sin inconveniente y sin control.
    Ezeiza parece una terminal de ómnibus de alguna lejana provincia. Viniendo de la T4, es como volver de una base en Neptuno en el año 2100 a un suburbio formoseño de 1960.
    Como si fuera poco deprimente, en el vuelo 6845, tres filas detrás de mi novia y yo, viajaba en la fila de tres asientos y escoltado por un desconocidoa cada lado, Miguel Bonasso, actual diputado y ex montonero, cuya concepción revolucionaria ha mutado considerablemente. A la hora de descender del avión repleto, le tocó salir con los últimos pasajeros. Ezeiza cuenta aparentemente una única cola para hacer los trámites migratorios al ingresar al país,que luego de incotables zig-zags desemboca en unas ocho garitas de control de pasaportes. Es decir que cuando se juntan dos vuelos se hace de un largo interminable. Anoche fue así.
    Bonasso optó por ir a una fila contigua a esa única fila para todo el mundo, con la salvedad de estar destinada “exclusivamente a personas discapacitadas ó embarazadas”. Delante del ex revolucionario armado había dos señoras en silla de ruedas. Detrás, nadie.
    Desde la interminables cola lo observaba sin poder creerlo, e incluso mi novia intentó tomarle una fotografía, pero la máquina estaba sin batería. Nadie se quejó por el abuso de investdura. La revolución tiene sus privilegios. Sobre todo si se trata de un país donde nada funciona, como el imperio de la desidia colectiva denominado Argentina. Bonasso hizo mas pronto que nosotros su trámite y salió en busca de su valija. Al rato ,nos sellaron los pasaportes a nosotros y fuimos a por las nuestras, a donde estaba el diputado aún esperando que la demorada cinta comenzara a girar trayendo las valijas a sus dueños- a riesgo de que a alguien le sea sustraísda por la asociación de abrevalijas de Ezeiza. La cinta echó a rodar, pero a los pocos segundos detuvo su marcha con apenas una docena de valijas. Pasaron unos minutos y hasta a Bonasso se lo veía impaciente.
    “Daaaleee, no pongás tantas, Ché, no vés que no tiene fuerza!”- le gritaba un operario a otro que se encontraba detrás del telón de goma negra donde se cargan los equipajes. El contraste con la alta y precisa tecnología de la T4 no podía ser mas evidente. Bonasso y nosotros todos, igualados por la ineficiencia, aunque no por el uso de los privilegios oficiales. Los preivilegios no son redistribuidos en esta sociedad.
    El azar quiso que la valija bordó de Bonasso llegara unos minutos antes que las nuestras y lo vimos alejarse en dirección a la salida.
    Argentina nos recibió con una ola de calor húmedo y sofocante, con una tecnología deficiente y con el ejemplo nefasto de un supuesto funcionario que alguna vez creyó en las armas para igualar a los seres humanos, aunque hoy cree seguramente en la necesidad de las jerarquías arbitrarias. Por momentos, el auto que nos llebava a la ciudad, atravesaba zonas aún a oscuras. Calles desoladas que según nos contaba la persona que conducía, estuvieron plagadas de piquetes y fogones en reclamo de ese alarde tecnológico – del siglo XIX- llamado luz eléctrica.
    La escena que imagino es mas cercana a la capital de Nigeria- Kano- que a la de la metrópoli europea que aún reverbera en el esperpéntico imaginario colectivo porteño.
    Al llegar, llamé a mis padres, que estaban aliviados porque la luz había regresado a su domicilio en un barrio central de la ciudad después de veinticuatro horas.
    Esto es Argentina, tierra de piquetes y falta de monedas , trasportes colapsados y menosprecio por la ley.

    ResponderEliminar
  2. Hermess, no entiendo,

    como "plan aticrisis"?

    No esra que estábamos firmes y que no necesitábamos plan B?

    Me parece que se van de boca demasiado

    ResponderEliminar
  3. Anónimo1/12/08 9:19

    Son una máquina de hacer anuncios que se quedan en el anuncio.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo2/12/08 3:22

    Dejame responderle a mi Hermes. Flaco a un cambio de escenario, le corresponde un cambio de plan o vos crees que Cristina tenía que tener un plan, cuando ni Bush ni Obama tiene la mas pálida idea de los que va a pasar. ¿No es una crueldad pedirle a Cristina lo que nadie le pide al presidente electo ni al Bush que se va? -¿Podrias decieme cual es el plan de EE UU parea salir de la crisis? Todos los dias les explota una bomba nueva, no tienen plan y lo que es peor, no aciertan ni por putas.

    ResponderEliminar
  5. Lo curioso es que el ·cambio de escenario" se daba al tiempo que se anunciaba alegremente que no necesitábamos plan B, lo cual ya en ese momento era una mntira obvia, o de una ingenuidad soberana.

    ResponderEliminar
  6. Crisis, que crisis?

    Según el dierio de Lanata:

    Las consecuencias de vivir con lo
    nuestro:

    Por el costo fiscal, en Argentina se paga $3 por litro de nafta súper, mientras que en los EE.UU. se paga el equivalente a dos pesos.

    La nafta yanqui baja pero la criollita, never

    ResponderEliminar
  7. Ocaña está contemplada dentro del "plan anticrisis"?

    ResponderEliminar
  8. Tienen a Obama!

    Tienen un presidente salido de una larga campaña interna seguida de elecciones dentro de un partido.

    Viva Obama!!!

    Verdadero progresista occidental, primer mandatario negro despu´´es de un milenio!!!

    Cómo les gustaría que siga Bush, reconocelo Hermess!!!
    Se quedan sin ningún mérito progresista!!!

    Menemismo con derechos humanos y con efecto Shhhhaaaassssss!!!!

    ResponderEliminar
  9. ”Ayer volvi de mi gira por españa” .... tomatelaaaass, que te haces el hombre de mundo poligrillo. Tu relato me hace acordar a las memorias de viaje de Miguel Cané, o mejor dicho al estilo Beatriz Guido (te recomiendo “una escritora de medio pelo para lectores del medio pelo” de Jauretche y me vas a entender)
    Pero vamos al centro de tu anécdota: el episodio Bonasso. En principio la verdad es que dudo de tu historia simplemente porque como sos lector asiduo de Perfil tendes a imaginarte cosas, además estoy esperando el dafault que anunciaste hace seis meses. Por otra parte lo de “la máquina estaba sin batería” resulta poco creible, usted un hombre de mundo sin celular con camara... pero bueno.
    Hagamos como que le creo, y si le creo le digo, a mi lo que hace Bonasso me importa un pito, si usted ademas de espantarse como señora gorda tuviera un poco de coraje civil, se hubiera acercado al diputado y le hubiera dicho que haga la fila como cualquier cristiano. Aprenda de las clases populares. Intente colarse en el mercadito de un barrio modesto y lo desmayan de un bolzaso.
    Igual reconozco su esfuerzo, siempre que sea suya la autoria de este manifiesto clasemediero y le agradezco la colaboracion.

    Segundo: Papi, sí, plan anticrisis, que no provocamos y que no sufrimos en plena magnitud gracias a la tarea de nuestro gobierno, si imagina usted si estuvieramos en manos de los radicales, de lilita, el PRO o “de rodillas” como diria -Duhalde o Rodriguez Saa?-
    Tercero: Quien te dijo que este es el plan B ? Buscar mantener la actividad economica y el nivel de empleo te parece un plan B ?
    Cuarto: “Según el diario de Lanata”... no hagas trampa, no es según el diario de Lanata, “Es según el presidente de Shell que escribe una nota de opinión en el diario de Lanata”... no me hagas perfileadas.

    Quinto: “Viva Obama”, “Viva España”... casi me da penita esa mezcla de deseo y admiración hacia el imperio y hacia los godos. Pero no entiendo tu “verdadero progresista occidental” y si todavia ni siquiera asumió. O queres decir que es progresista porque es negro ? Mmmmm, parece un argumento un poquititito racista o al menos incosistente. Una Condoleeza ahí.
    Y la verdad, no deseo que siga Bush... no tengo “deseos” porque no soy un lacayo de los yanquis para desear nada de ellos o por ellos. En todo caso puedo pensar que consecuencias puede tener un gobierno u otro para nuestros paises, y mi conclusión es: lo mismo.
    Hablando de tu admirada democracia del norte, vos podes decirme cuantos votan del total de los habitantes en USA ? Tengo esa curiosidad y no se donde la puedo resolver. Seguro menos que en Argentina y Venezuela, apostamos ?

    Disculpa que no te conteste ni postee tus comentarios, no suelo hacerlo en general, pero como te esmeraste, lo hice. Segui asi, sin insultos ni kakakakas, sino te mando de nuevo con tu manada. Saludos.

    ResponderEliminar
  10. Bien Hermess!

    Ves que podemos ser amigos, aunque en veredas opuestas?

    ahora bien, en USA votan pocos porque el voto no es obligatorio, lo cual es raro, es verdad, muy raro.
    Para países como Argentina donde la gente vota por inercia o por prejuicio, habría que hacer un curso obligatorio de formación cívica, es decir, un voto calificado universal. Curso obligatorio y gratis, cuyo alcance supere la coyuntura electoral y sirva para formar ciudadanos, esa especie que se extinguó hace décadas; individuos libres de culto y de opinión, responsables ante la ley. Mientras tanto seguiremos siendo "la república de los Bonassos", o "de los bochrnos", como mas te guste.
    De verdad, este año viajé bastante por laburo, y no hubo una sola vez que vuelva a Argentina y el contraste con el resto del mundo civilizado es tremendo, y cuando digo "mundo civilizado" incluyo a Uruguay, ejemplo de país modesto si los hay, pero con una cultura cívica que debería darnos verguenza de no llegarles ni a los talones.
    Por suerte perdimos la Copa Davis, que hubiera sido otro motivo elitista tranformado en causa nacionalista y popular, porque fué un bochorno estar viendo el partido en un bar madrileño y ver como nuestra tribuna ejercía presión de una manera sucia y ladina. Como es nuestra política, como son nuestros hábitos cívicos. Somos la antisolidaridad, la antilegalidad y la antifraternidad.
    Aunque creamos que somos muy importantes como nación, no existimos, Hermess, somos una noticia del todo menor en cualquier periódico del mundo.
    Somos al mundo lo que el Congo es para nosotros. Y el problema no es ser poco , sino creer que somos mucho.
    Y disculpame la cantidad de veces que me reí del "efecto Shaaassss", pero es una frutilla hermosa que cuenta el delirio al que podemos llegar. O lo de la feria de Frankfurt, el tarro de Chimbote en la Nasa. Cualquieeeeeera!
    Ojalá algún día pasemos a ser parte de otra nación que funcione mejor. Esta evidentemente no funciona, ni nunca funcionó.

    Salud!

    ResponderEliminar